La Voz de Galicia

López Veiga responde a los usuarios que sube las tarifas porque lo mandan los jurídicos

El presidente de la Autoridad Portuaria, Enrique López Veiga, ha censurado que usuarios del puerto realquilen sus instalaciones al doble del precio de lo que pagan como canon. Así sale al paso de las críticas por la aplicación de subida de tarifas ordenada por la intervención general del Estado, según López Veiga. Este indica que «la ley permite hacerlo, pero pagar 350 euros por 200 metros cuadrados de instalaciones más cuatro plazas de aparcamiento y luego realquilarlas por mil euros es una práctica que no me gusta».

El presidente del ente reconoce que se van a subir las tasas de algunas naves al término de la concesión pero que es una decisión que avalaron los asesores jurídicos del Estado. «Se ha montado un revuelo ex profeso al entrar en período electoral», se lamenta López Veiga, que no entiende por qué los armadores han ido a quejarse al Concello. «¿Por qué no le protestan al alcalde por el IBI’, que les rebaje el impuesto que cobra el Ayuntamiento por las naves. No he oído que le soliciten una rebaja».

A pesar de la subida que está prevista para este año, López Veiga asegura que hace diez años se pagaba más que ahora por las concesiones portuarias. Recuerda que en el 2010 se introdujeron bonificaciones portuarias y el Puerto de Vigo las aplicó a todas las instalaciones alquiladas. Normalmente el Puerto supera todos los controles de la intervención del Estado de manera favorable, pero en el año 2017 recibieron un reparo señalando que «fuimos generosos en la bonificación de todas las superficies».

La ley

En noviembre del 2017, López Veiga se dirigió a la Intervención General del Estado para que le aclarasen el sentido de la admonición y le contestaron a final del año pidiéndole que se corrigiesen los precios de las tasas por manipulación, oficinas y aparcamiento. «Es cierto que con la subida se duplican las tasas. Unas instalaciones que antes pagaban 400 euros al mes ahora van a tener que desembolsar 800. Pero no creo que eso sea mucho dinero para empresas que facturan dos millones de euros al año». López Veiga explica que el problema es que mucha gente quiere alquilar los locales porque «la ley les ampara» pero se encarece la renta final.

El presidente portuario lamenta la injerencia municipal y que el alcalde se haya pronunciado sobre los cánones porque cree que no le corresponde.. Sobre los precios de las tasas más baratas en otros lugares señala que «si en otros puertos lo hacen mal, lo haremos notar, porque esto es un informe que viene de la asesoría jurídica. No es una cuestión que venga del Gobierno de Rajoy, sino de la Administración del Estado, que es la misma independientemente del Gobierno que esté».

El concejal Miguel Fidalgo, del PP, señala que algunas empresas protestan por las tasas portuarias «pero no se quejan de que el IBI, el IAE y el agua sean las más caras de Galicia». Para Fidalgo los que se quejan deben hacerlo «ante el Gobierno de Sánchez ya que es Puertos del Estado el que fija las tasas».

Por su parte el portavoz de Marea de Vigo, Rubén Pérez, señala que las tasas constituyen un «problema histórico del puerto de Vigo. Tendrían que ser conformes a los servicios».